Ejercicios para trabajar el bullying en primaria


El bullying es uno de los peores fenómenos que pueden pasar en el aula. Se define como una serie de maltratos continuos (verbales, físicos o ambos) que un agresor comete contra una víctima. Normalmente, cada rol es asumido por una persona. No obstante, es posible que la figura del agresor sea la de un grupo y las víctimas también lo sean.

Este acoso no solo afecta negativamente al ambiente escolar, sino también a los resultados académicos. Como indican diversos estudios (3), muchos de aquellos que lo padecen muestran una sintomatología ansiosa y depresiva. Por lo tanto, el bullying es, además, un riesgo para la salud emocional de los más pequeños. Por ello, cuanto antes lo tratemos, antes podremos evitar secuelas para el futuro de los niños.

Lo fundamental

  • La primaria resulta un ciclo fundamental donde los niños aprenden sobre ciencias, historia y literatura. No podemos olvidarnos de que aprendan también sobre cómo relacionarse correctamente en el entorno social.
  • No tratar los desórdenes sociales desde pequeños puede repercutir en edades posteriores. Sobre todo, por el tipo de secuelas emocionales que pueden dejar estos fenómenos.
  • Los ejercicios grupales son la mejor solución para tener una clase cohesionada. Además, gracias a ellos, podremos crear grupos de soporte. Así, los alumnos podrán parar o decirnos si ven algún tipo bullying en clase.

Seis ejercicios para trabajar el bullying en primaria

El término bullying es utilizado para referirse a las conductas agresivas (físicas, verbales o psicológicas) que un alumno con poder real o ficticio puede dirigir contra otro compañero. Normalmente, lo hace de forma continua y reiterada con la intención de querer causarle daño. El bullying puede traer desequilibrios y trastornos emocionales a aquel que lo padece. Esto puede influenciar directamente en su salud (5) y empeorar el clima escolar. Se suele dar en los recreos o en momentos libres, antes o después de las horas de clase. Es importante fijarse en la actitud de los niños, ya que el bullying se produce en aquellos momentos cuando el adulto no mira o no está supervisando. Por ello, resulta un elemento difícil de presenciar. No obstante, podemos intentar hablar con los niños para ver si sucede algo que nosotros no nos hayamos percatado.

niños burlandose

La burla es un tipo de bullying entre niños. (Fuente: Rodnae: 6936504/pexels.com)

Almas gemelas

Objetivos: El objetivo de este ejercicio es acercar a los jóvenes desde la empatía. De esta manera, se les hace ver que no son tan distintos, que tienen gustos y preferencias cercanas y que no son tan diferentes como piensan.

Desarrollo: Previamente, deberemos hacer una hoja con 6 o 7 preguntas y con distintas opciones a escoger. Estas preguntas, por supuesto, deben de ser congruentes con el contexto infantil en el que nos encontramos. Unos cuantos ejemplos:

  • Mi lugar preferido es: campo, playa, casa, río, entre otros.
  • Me gusta jugar con: mis juguetes, playstationxbox, otros niños.
  • Me identifico con: un perro, un gato, un loro o una cebra.
  • Se me da bien: cantar, correr, dibujar.

Una vez hechas las preguntas con sus respectivas opciones, se juntarán los grupos y se colgará en un mural partido por la mitad tanto las semejanzas como las diferencias. Al final, ya en gran grupo, se harán valoraciones y se comentará que tenemos más en común de lo que pensamos. Además de que las diferencias suelen ser personales (gustos) o accidentales.

Podemos meter en el mismo grupo a aquellos niños que pensamos que son antagónicos en la clase. Es para que puedan ver que no son tan diferentes.

Mitos sobre el cyberbullying

Objetivos: El objetivo de este ejercicio es concienciar a los niños sobre los peligros que entraña la web 2.0. Es denominada así por la interactividad que existe entre el mundo digital y el real. Con ello podremos disminuir la vulnerabilidad que pueden presentar los más pequeños frente a internet. Es que suelen acceder a una temprana edad. Como el tema de internet y los más jóvenes es un terreno muy extenso, nos centraremos en hablar sobre el cyberbullying: qué es y cómo buscar y pedir ayuda.

Desarrollo: Necesitaremos que los alumnos estén de pie y se puedan mover por el aula. El/La profesor/a o monitor/a dictará que el lado izquierdo del aula representa una respuesta afirmativa y el lado derecho una negativa. O al revés, a preferencia del mismo, pero deberá dejarlo claro. Una vez hecho esto, pondrá a todos los alumnos en la mitad del aula y empezará a recitar hechos sobre internet y pedirá a los alumnos posicionarse. Tras acabar de posicionarse, el/la profesor/a pedirá explicaciones a ambos lados. Finalmente, el responsable justificará por qué “X” posición está bien o por qué está mal.

Ejemplos de hechos sobre internet y respuestas:

Hecho sobre internet Sentencia Justificación
El cyberbullying es un delito Verdadero No es ninguna broma ni es gracioso. El cyberbullying puede tener consecuencias legales.
Si alguien te molesta, deberás bloquearlo Verdadero No se debe tener que aguantar este tipo de conductas. Actualmente, la gran mayoría de chats incluyen mecanismos de bloqueo.
Si el cyberbullying se realiza desde una cuenta anónima, nunca sabremos quién fue. Falso Si bien es cierto que existen personas que tras el anonimato pueden sentirse con mayor poder para acosar a otras personas, siempre dejan un rastro. Por ejemplo, si se conectan desde casa, su número IP les delataría. Además, si la conexión es de un ordenador público, la mayoría pide datos reales para poder ser utilizados.
El cyberbullying termina con el paso del tiempo. No hace falta denunciar, simplemente pasaFalso Que te acosen no es una moda que pasará al cabo de un tiempo o por aburrimiento del acosador. Es algo serio. Hay que intentar ponerle solución cuanto antes, primeramente contándoselo a alguien de confianza.

¿Sé todo sobre mi móvil?

Como vivimos en la época de las redes sociales y el mundo digital, debemos hacer especial hincapié en los móviles y PC. Por ello, este ejercicio nos ayudará a sensibilizar a los alumnos a hacer un uso responsable de, en este caso, el teléfono celular.

Es cierto que a ciertas edades un niño no debería acceder, y mucho menos poseer, un móvil. Sin embargo, hemos llegado a un punto en el que tenemos estos dispositivos tan integrados dentro de nuestra vida cotidiana que no pensamos que podrían ser peligrosos. Por lo tanto, los padres acceden a comprarles uno.

Objetivos: Hacer ver a los alumnos que acosar a través del móvil también es bullying.

Desarrollo: Primero deberemos ponerles un video a los alumnos. Este video refleja lo fácil que puede un vídeo privado ser difundido, incluso sin permisos del autor.

Tras ver el video, se pasará un formulario conteniendo las siguientes preguntas (se pueden incluir más relacionadas con el tema):

  • ¿Puedo sacarle fotos a quién yo quiera?
    a) Sí, siempre que nos conozcamos.
    b) No, primero he de pedir permiso.
  •  ¿Puedo publicar fotos online de mis amigos?
    a) Sí, si me han dejado hacerles una foto puedo hacer lo que quiera.
    b) No, debería preguntar si quieren estar en internet.
  • ¿Tener fotos en mi móvil es seguro?
    a) Sí.
    c) Depende del tipo de fotos, ya que me pueden robar. También es peligroso si estoy conectado a wifis públicas.
  • Si me llega un vídeo de un compañero donde le han hecho una broma pesada, ¿qué hago?
    a) Lo reenvío porque es gracioso.
    b) Lo borro de inmediato.
    c) Aviso a mi profesor/a para que pueda ayudar a ese compañero.
niño llorando

Tomar fotos no consentidas y difundirlas es una práctica perteneciente al bullying. (Fuente: Cathy Yeulet: 33604148/ 123rf)

El balcón y el sótano

Cuando hay niños que agreden a otros, ya sea físicamente o verbalmente, asumen el papel de abusones. Una de las características de este tipo de niños es que no sienten empatía con la persona agredida. Por este motivo, esta dinámica nos ayudará a hacer que ambos niños sientan empatía el uno con el otro.

Para este ejercicio, vamos a necesitar: un escenario (como el de un teatro), una bolsa y varias tiras de papel donde pongan: “apestas”, “tienes mal olor”, “nadie te quiere” y “eres horrendo”, entre otros.

Objetivo: Desarrollar la empatía.

Desarrollo: Vamos a colocar a dos niños: uno encima del escenario y otro debajo. Si sabemos quién es el agresor en la vida real, lo pondremos en la parte de abajo. Ahora, cada uno de los niños deberán sacar un papel y leer lo que pone el uno al otro. Las palabras del niño que está encima del escenario tendrán más repercusión, ya que se escuchará menos al que está debajo. Una vez terminado el ejercicio, dialogaremos sobre lo que ha pasado.

Podremos ver como el niño en la parte de abajo se ha sentido más frustrado y humillado que el de arriba. Normalmente, los acosadores nunca han sentido este tipo de sentimiento (al menos, en el ámbito educativo). Por ello, continúan con sus actividades de bullying. Ahora, hemos puesto a ambos en el mismo plano de sentimientos y sabrán como se siente cada uno al ser insultado o humillado. Para finalizar, hablaremos de que con la agresión no se llega a ningún puerto. Que solo resultarán heridos ambos y que no podrán encontrar las similitudes que seguramente tengan entre sí.

niño llorando

Se pueden herir sentimientos muy fácilmente si no avisamos que estamos en un ámbito pedagógico (y que nada de lo que se dice es cierto). (Fuente: : 85161078/ 123rf.com)

Reconozco algo bueno en otro niño

El anterior ejercicio puede resultar un poco cruel, sobre todo, para el autoconcepto. No obstante, la empatía debe ser trabajada. Por ello, se aconseja que, tras el anterior ejercicio, se realice el que presentamos a continuación. Es para aumentar la autoestima de los niños. Para este ejercicio, vamos a necesitar un altavoz, varias hojas y lápices de colores.

Objetivo: Aumentar la relación y autoestima de los niños.

Desarrollo: Primero pondremos música relajante de naturaleza y separaremos a los niños en grupos de 2. Si sabemos quiénes son los agresores y agredidos, los pondremos juntos. Entonces, diremos a los niños que cierren los ojos y que piensen que están en un entorno de campo o de montaña. Cuando más relajados estén, les diremos que escriban 3 cualidades positivas reales de su compañero. Una vez hecho esto, pediremos que cada uno dibuje en su papel a ambos niños jugando en este entorno. Para ello, se pueden comunicar y decir a qué actividad les gustaría jugar.

Verdadero o falso

Muchas veces, se realizan acciones de bullying, pero los niños no lo tienen en cuenta, ya que lo tienen normalizado. Es por ello que en este ejercicio vamos a ayudarles a aprender diferenciar las actividades de bullying de las que no. Repartiremos hojas con el ejercicio a toda la clase.

Objetivo: Cambiar creencias sobre la normalización del acoso escolar.

Desarrollo: En esta actividad participará toda la clase. A continuación, leeremos algunas frases y cada niño pondrá en su ficha si es verdadero o falso. Finalmente, también en común, hablaremos sobre cada una de las frases y si son verdaderas o falsas y por qué.

Frases (se pueden añadir más):

  • Si te agreden es por tu culpa (Falso).
  • Ser agredido es algo normal que les pasa a  todos los niños (Falso).
  • No ir al colegio es una consecuencia de ser agredido (Verdadero).
  • El bullying es una broma entre niños (Falso).
criticando a niño

Difundir rumores sobre un compañero es una forma de hacer bullying. (Fuente: Rodnae: 6935986/pexels.com)

Identificar y trabajar el bullying en primaria

Trabajar el bullying en primaria resulta una de las mejores opciones. Principalmente, si no queremos que esta actividad afecte a los estudiantes en ciclos superiores o ya de adultos. Además de darles opciones y herramientas para parar el bullying, acaban viéndolo como una actividad no normal en cualquier aspecto de la vida. Gracias a ello, los alumnos tomarán acciones y decisiones con el objetivo de parar este tipo de agresiones o de no participar en ellas.

niños en pizarra

La mejor forma de combatir el bullying es sentarnos y realizar actividades dinámicas para todo el grupo. (Fuente: Rodnae: 6936328/pexels.com)

Es una buena estrategia tratar este tema en primaria. Sin embargo, existen estudios que nos indican que es una acción a medio-largo plazo. Es decir, se debe seguir trabajando en la secundaria o incluso en el bachillerato (1). El mismo estudio nos indica también cómo aquellos alumnos de 6º de primaria son más conscientes de los peligros del bullying y de su definición que aquellos de 4º o 3º de primaria. Es debido a que estos últimos no lo tienen tan trabajado.

Como docentes de estudio, los profesores deben identificar el bullying para prevenirlo lo antes posible. De lo contrario, podría tener serias consecuencias.

Existen diversos estudios que tratan de identificar (2) los perfiles de aquellos niños que más probabilidades tienen de sufrir o realizar bullying. A continuación, te dejamos una tabla con las distintas variables para identificar a bullies o víctimas.

Variable Explicación
Sexo Los niños son más proclives a hacer bullying y las niñas a recibirlo o ser víctimas-provocadoras [kb_citation id="4"] (este término se refiere a que pueden tanto cometer bullying como ser víctimas del mismo).
Edad Suele haber más fenómeno de bullying en torno a los 10 años.
Lugares Los espacios donde suele efectuarse el acoso y, por lo tanto, donde se debe poner especial atención, es en el patio de recreo y luego en el aula
Nacionalidad Ser un sujeto inmigrante está relacionado con padecer bullying [kb_citation id="2"].

Resumen

Como bien hemos visto, el bullying es un fenómeno peligroso para nuestras aulas. Por ello, debemos preverlo o actuar para pararlo cuanto antes. Es por eso que, si notas algún tipo de síntoma de acoso entre tus estudiantes (niños tristes o burlas a un niño), debes trabajar en grupo los ejercicios anteriormente mostrados.

En un estudio(5) se muestra cómo las actividades trabajadas a nivel grupal han incrementado notoriamente la cohesión en el grupo. Como resultado, han disminuido el número de alumnos aislados y creado una especie de red de soporte entre los mismos. Así, cuando un alumno piensa que se está cometiendo una injusticia con otro, lo reportará al profesor o intentará pararlo.

Como los profesores muchas veces no pueden estar en todos lados, viene genial que los propios alumnos reconozcan el tipo de actitud que tiene un perfil de bullie para poder pararlo. De esta forma, podemos evitar el círculo de odio que puede formarse en los más pequeños. Este resulta muy perjudicial, tanto para su salud física como emocional.

(Fuente de la imagen destacada: Cathy Yeulet: 33604143/ 123rf.com)

References (6)

  1. Artículo de revista científica
    Ruíz R, Riuró M, Tesouro M. ESTUDIO DEL BULLYING EN EL CICLO SUPERIOR DE PRIMARIA [Internet]. -. Universidad de Girona; 2015 [cited 2021].
    Link
    Link
  2. Artículo de revista científica
    Sánchez Lacasa C, Cerezo Ramírez F. Variables personales y sociales relacionadas con la dinámica bullying en escolares de Educación Primaria [Internet]. -. 2010 [cited 2021]. Available from: https://www.redalyc.org/pdf/2931/293122000005.pdf
    Link
    Link
  3. Artículo de revista científica
    Lara-Ros MR, Rodríguez-Jiménez T, Martínez-González AE, Piqueras JA. Relación entre el bullying y el estado emocional y social en niños de educación primaria [Internet]. -. 2017 [cited 2020].
    Link
    Link
  4. Artículo de revista científica
    Cerezo F. Bullying: análisis de la situación en las aulas españolas [Internet]. -. 2009 [cited 2021].
    Link
    Link
  5. Artículo de revista científica
    Sanchez Lacasa C, Cerezo Ramírez F. CONCEPTUALIZACIÓN DEL BULLYING Y PAUTAS DE INTERVENCIÓN EN EDUCACIÓN PRIMARIA [Internet]. -. 2014 [cited 2021].
    Link
    Link
  6. Normativa de Ayuntamiento
    Ayuntamiento de A. DINÁMICAS EDUCATIVAS PARA LA PREVENCIÓN DEL ACOSO ESCOLAR [Internet]. -. 2018 [cited 2021]
    Link
    Link

1 Comentario

Añade el tuyo.

+ Deja un comentario